Yo lo hago en mi soledad… pero con moderación

Publicado: 27 octubre, 2009 en Relatos e historias melaalcohólicas (la ficción supera a la realidad), Sin categoría (cosas que no sé dónde meter...)

Llego a casa, una mierda de día, y sólo me recibe la absurda nube de soledad que envuelve mis 90 metros cuadrados de desastre existencial. Al menos desde que te fuiste no tengo que ponerme a prepararte la cena y a ver qué necesitas, así que dejo el ordenador tras la puerta, me bajo de mis 5 centímetros de fachada y me siento en el sillón negro, el único que sabe abrazarme como nadie desde hace tiempo. Hacía mucho que no bebía sola, pero hoy me siento rebelde, así que abro una botella de un rioja que alguien me regaló y me lleno una copa. Leo la etiqueta (como si entendiera algo de vinos) y veo que es un reserva del 2002. Joder, cómo me querías ese año. Recuerdo que en esa época todavía me mirabas a los ojos, cosa que dejaste de hacer años después. Pienso que por esas fechas hicimos el viaje a Málaga, y que fue la tercera vez que me pediste que nos casáramos, a lo que yo siempre te respondía con una risa y un “anda, no digas tonterías, que somos muy jóvenes”. Y tú te reías porque sabías que en el fondo me hacía tanta ilusión como a ti. Qué cosas.
Le doy otro sorbo a la copa, miro la botella, cierro los ojos y pienso que me va a faltar vino para olvidarte…

(Dedicado a Jesús Orbea, eterno maestro y fuente de inspiración)

Anuncios
comentarios
  1. Jesús dice:

    Es un honor que me dediques esta entrada. Me siento muy identificado… supongo que por circunstancias parecidas.

  2. Aurora dice:

    ¡Madre del amor hermoso! Llevo semanas deseando leer un capitulo mas de las memorias del gimnasio y me encuentro con una hostia de realidad suma.
    A veces la soledad se agradece, y otras se te echa encima y cuesta sobrellevarla.
    Nunca dejas de sorprenderme, y nunca dejes de hacerlo.

  3. Anonymous dice:

    Alisia dijo:

    Prefería la entrada “pretérito perfecto simple”.

    Habrá que beber más tempranillo joven para olvidar el rioja del 2002. La gente bebe para olvidar no para recordar! Lore todos los denominación de origen tienen un mal año pero su solera les precede y con el tiempo demuestran que han madurado en las mejores barricas y se convierten en un gran reserva, mientras esperamos bridemos todos juntos por ti! Chin chin

  4. Ana R. dice:

    Hay muchos grandes reservas por el mundo esperando ser abiertos y saboreados lentamente y con cierto grado de ilusión. No obstante, siempre hay alguno que con los años se acaba picando.

    Un besazo 🙂

  5. German dice:

    Al menos el vino deja un sabor mas dulce que los besos que con el tiempo aprenderas a no necesitar. Te voy a regalar una frase que me encanta y que desde hace tiempo me digo casia a diario:
    “el tiempo es un chivato cabrón que nos pone en nuestro sitio”.
    y si tu sitio en este tiempo es en un sillón que sabe abrazar acompañada de un vino que sabe interpretar algo parecido a un beso, piensa que solo tu decides quien es merecedor de compartir contigo esa copa, y sin saber ni una coma de toda tu historia y conociendote mas o menos casi nada, estoy convencido que ni el vino mas caro que pueda beberse él, podra borrarle el sabor amargo de unos labios que tu ya no quieres besar. Alguien que se expresa como tu niña, tiene un corazon tan grande como la sonrisa, y no debes permitir que nadie te corrompa ninguna de esas dos cosas. Un besazo!!!

  6. Lorena dice:

    Muchas gracias a todos, me habéis emborrachado el ego hasta límites insospechados 😉
    Jesús: El honor es encontrarse con personas como tú en esta vida. Tú sí que eres un gran reserva.
    Auro: Si no pasara del negro al blanco y del blanco al negro, no sería yo. Pero gracias por acompañarme siempre en toda la gama cromática.
    Ali: Siempre que prometo una entrada, la escribo, así que pronto leerás “pretérito perfecto simple”, y brindaremos juntas 🙂 Gracias, guapa.
    Rosana: De momento me voy tomando algún tinto de verano de vez en cuando 😉
    Annie: Tú más. Donde esté un pelambrusco fresquito con vosotras que se quiten todos los reservas, jeje).
    Germán: Es lo más bonito que me han dicho este… ¿año? Tu comentario me ha dejado un sabor delicioso, así escribiría una entrada por día 😀

  7. eMaestro dice:

    Hola Lorena!

    Lo primero felicitarte por tu blog porque tiene un aroma íntimo difícil de encontrar.

    Sin saber yo tampoco nada de tu historia personal (solo las trazas de sabor que dejas en las líneas blogueras) me atreveré a decir que NADIE en esta vida merece tantas lágrimas… Si me apuras, este privilegio queda para hijos y padres… y pocos, muy pocos más.

    Me sumaré a los demás comentarios con una cita de la que no recuerdo su autor, pero que viene al caso: -“La peor de las soledades es la soledad en compañía”.

    Saludos y felicidades por la cantidad de aromas, destellos, trazas y calidad en el bouquet que deja leer tu blog.

  8. Anonymous dice:

    No sé como cojones he llegado aquí pero absolutamente encantador el relato O_O

  9. Lorena dice:

    Jajaja… Gracias, anónimo. Supongo que lo importante no es cómo se llega a los sitios, sino si te gusta lo que encuentras allí 😉 Espero volver a verte por aquí, jejeje…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s