No sé si será fruto de “mi nueva vida, pero la verdad es que me siento inmensamente feliz porque llevo una temporada que no dejo de encontrarme con gente que me gusta, algunos nuevos, otros que ya estaban y otros reencontrados. Siempre he dicho que una de las mayores suertes que tenemos es que, si bien la familia es la que te toca, los amigos los eliges tú. Por eso no entiendo a quienes deciden perder su tiempo con gente que no les aporta nada, con la de personas maravillosas que hay por ahí…

No hay nada más saludable que ir rodeándose de gente que te transmite energía, que te hace sentir a gusto, que está dispuesta a acompañarte en el camino con una sonrisa. Tengo la alegría de conservar a buen recaudo a mi “Círculo” de siempre, pero eso no quita para que la vida me regale otras amistades que también dan color a mi pequeña existencia. Esa es la gente con quien me interesa compartir mi tiempo (ya sea mucho o poco), y los que en definitiva elijo como mis amigos, mis conocidos, mis colegas, mis “nuevos mejores amigos“, mis amigos blogueros, mis compañeros o como se les quiera llamar. El resto de gente… ¡ché, pa qué!

Gracias a toda la gente que me gusta por estar a mi lado a pesar de mí, del tiempo o de la distancia…

Os dejo una joyita de Benedetti que el otro día me recordó en su conferencia Emilio Duró:

Me gusta la gente que vibra, que no hay que empujarla, que no hay que decirle que haga las cosas, sino que sabe lo que hay que hacer y que lo hace. La gente que cultiva sus sueños hasta que esos sueños se apoderan de su propia realidad. Me gusta la gente con capacidad para asumir las consecuencias de sus acciones, la gente que arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño, quien se permite huir de los consejos sensatos…

Me gusta la gente que es justa con su gente y consigo misma, la gente que agradece el nuevo día, las cosas buenas que existen en su vida, que vive cada hora con buen ánimo dando lo mejor de sí, agradecido de estar vivo, de poder regalar sonrisas, de ofrecer sus manos y ayudar generosamente sin esperar nada a cambio.

Me gusta la gente capaz de criticarme constructivamente y de frente, pero sin lastimarme ni herirme. La gente que tiene tacto.

Me gusta la gente que posee sentido de la justicia.

A estos los llamo mis amigos.

Me gusta la gente que sabe la importancia de la alegría y la predica. La gente que mediante bromas nos enseña a concebir la vida con humor. La gente que nunca deja de ser aniñada.

Me gusta la gente que con su energía, contagia.

Me gusta la gente sincera y franca, capaz de oponerse con argumentos razonables a las decisiones de cualquiera.

Me gusta la gente fiel y persistente, que no desfallece cuando de alcanzar objetivos e ideas se trata.

Me gusta la gente de criterio, la que no se avergüenza en reconocer que se equivocó o que no sabe algo. La gente que, al aceptar sus errores, se esfuerza genuinamente por no volver a cometerlos.

La gente que lucha contra adversidades.

Me gusta la gente que busca soluciones.

Me gusta la gente que piensa y medita internamente. La gente que valora a sus semejantes no por un estereotipo social ni cómo lucen. La gente que no juzga ni deja que otros juzguen.

Me gusta la gente que tiene personalidad.

Me gusta la gente capaz de entender que el mayor error del ser humano, es intentar sacarse de la cabeza aquello que no sale del corazón.

La sensibilidad, el coraje, la solidaridad, la bondad, el respeto, la tranquilidad, los valores, la alegría, la humildad, la fe, la felicidad, el tacto, la confianza, la esperanza, el agradecimiento, la sabiduría, los sueños, el arrepentimiento y el amor para los demás y propio son cosas fundamentales para llamarse GENTE.

Con gente como ésa, me comprometo para lo que sea por el resto de mi vida, ya que por tenerlos junto a mí, me doy por bien retribuido”.

M. Benedetti

[A mi Círculo, a tod@s mis amig@s (y NMA, jeje…) y con especial cariño a mis campelleros (especialmente a María, Luisete, el pequeño Alvarito, Rosica, Chechu, mini-Martín, Eva, Fonti, mi sobri Miguel, Yago, que está en versión Beta todavía, y el soltero de oro, Víctor)]

Gracias A TODOS por ser de esa gente 😀

Anuncios
comentarios
  1. Jose Manuel Blazquez dice:

    Me Gusta la gente como TÚ. Gente que va sembrando primaveras por el mundo. Un beso

  2. vero dice:

    jo que entrada mas preciosisima lorena!! tengo ganas de ver a todos los del curso de cocina! 😀
    un besote muy grande! 🙂

  3. Mars Attacks dice:

    A mí me gusta Benedetti, y me gusta la gente a la que le gusta Benedetti 🙂

  4. Lore dice:

    @Manolito: Cuando te han educado en una familia como la nuestra, es fácil aprender a contagiar alegría.
    @Vero: Lo que tú haces sí que es preciosísimo. Cuando quieras nos tomamos unas magdalenas… 😉
    @Mars Attacks: Eso va a ser que sabes apreciar lo bueno, jejeje… 😉

    Gracias, gente!!

  5. Rosa dice:

    Es fácil vibrar a tu lado, eres tú la que contagia la energía. Gracias por darnos un poquito de tus buenas vibraciones… wapa!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s